Promoviendo una cultura judicial más justa

09-dic-2016

Desde el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) se comprende el Derecho como una estrategia social que impulsa una dinámica social e integral hacia el desarrollo humano de la sociedad hondureña, es por ello que el PNUD a través de su proyecto Convivencia y Seguridad Ciudadana, en conjunto con el Poder Judicial la Escuela Judicial de Honduras Francisco Salomón Jiménez Castro y con el apoyo financiero de USAID, ha decidido formar a cuarenta participantes ligados directamente a la Corte Suprema de Justicia en “Técnicas Avanzadas de Mediación y conciliación en derecho”.

El curso tuvo lugar en la Escuela Judicial de Honduras “Francisco Salomón Jiménez Castro” del Poder Judicial, su duración fue de 40 horas y se realizó los días 1-2 de noviembre y el 22,23 y 24 de noviembre del presente año, entre los participantes hubo magistrados y jueces. La Escuela Judicial como dependencia técnica tiene a su cargo el diseño e implementación de programas de profesionalización, capacitación y formación permanente del personal integrado a la Carrera Judicial y administrativa del Poder Judicial

“Los métodos alternos de resolución de conflictos, no solo coadyuvan aliviar la actividad jurisdiccional, sino que contribuyen a que las controversias que son susceptibles de ser resueltas por este mecanismo se hagan con rapidez y eficacia” explicó el Abog. José Antonio Bellino W. Director de la Escuela Judicial. Por su parte, el docente internacional del PNUD Sr. Ricardo Herrera destacó “se brindaron herramientas conceptuales, metodológicas y técnicas del proceso de conciliación en derecho y en equidad, para que los funcionarios con facultades otorgadas por la ley puedan conciliar y promover una cultura judicial”.

Analizar la historia y la evolución de la violencia y la conflictividad en las dinámicas sociales actuales desde la perspectiva del derecho y de la resolución pacífica de los conflictos, permite comprender el contexto y ampliar el panorama de situaciones y perspectivas orientadoras en el acceso a la justicia como derecho, inclusión y participación. Materializar justicia en el mundo actual implica un ejercicio de corresponsabilidad desde las bases de la dinámica comunitaria hasta las organizaciones e instituciones del estado y desde las necesidades de abordar la promoción y la prevención como herramientas básicas para el acceso a la justicia.

“El Poder Judicial continuará desempeñando su función de interpretar y aplicar el derecho, puesto que, en los actuales sistemas judiciales, los juzgados y tribunales tienen la exclusiva competencia para juzgar y ejecutar lo ejecutado. Con la formación técnica adquirida se favorecerá este Poder, resguardándolo para los casos en que la participación del Estado es indispensable” expresó Lidia Alvarez Sagastume, Magistrada de la Corte Suprema de Justicia.