Se fortalecen las capacidades para el desarrollo de planes, políticas y proyectos de seguridad ciudadana con enfoque de género

31-oct-2016


Tegucigalpa, 31 de octubre. El Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) en Honduras y la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), a través del Proyecto Gestión de la información basada en evidencias para la Seguridad Ciudadana en América Central y República Dominicana (InfoSegura), finalizan el curso Gestión de la Información con enfoque de género.

El objetivo del curso es brindar las bases conceptuales y prácticas que permitan desarrollar de forma transversal planes, políticas y proyectos de seguridad ciudadana con enfoque de género. El curso, que tuvo lugar en las ciudades de Tegucigalpa y San Pedro Sula, está dirigido a funcionarios públicos del sector seguridad y justicia, y a miembros de sociedad civil que trabajan en seguridad ciudadana.

A lo largo de cuatro unidades, el curso se abordó el marco conceptual de la seguridad ciudadana con enfoque de género y desarrollo humano, temas centrales sobre seguridad ciudadana en América Latina, medición de la seguridad ciudadana con enfoque de género, así como su inclusión en las políticas públicas en América Latina.

Esta iniciativa responde a la necesidad de lograr una efectiva inclusión de la perspectiva de género en las políticas públicas y enmarcar este tema en una discusión más amplia sobre el papel y el funcionamiento del Estado y su relación con las mujeres.

En los últimos años se han producido avances democráticos significativos en América Latina y el Caribe que han resultado en un cambio importante en la posición y la condición social de las mujeres a lo largo de todo su ciclo de vida. Los avances incluyen el porcentaje de mujeres en los parlamentos de la región se ha elevado a 28,1% y en el Caribe alcanza el 14%; en el caso de puestos ministeriales, el porcentaje es de 23% y en el Caribe de 15%. En las últimas décadas, se ha registrado una incorporación masiva de las mujeres al mercado laboral (del 32% al 52%). Hoy en día, la mayoría de los países de la región comparten la preocupación por lograr la igualdad de género y, en este sentido, han avanzado en la incorporación de dicha perspectiva en las políticas públicas.

A pesar de estos avances, persisten importantes niveles de exclusión y desigualdad que afectan a las mujeres, especialmente las pertenecientes a algunos grupos específicos, en las tres autonomías identificadas como cruciales: económica, física y en la adopción de decisiones. La persistencia de estas desigualdades hace necesario buscar y adoptar nuevos paradigmas de desarrollo y, por ende, de política pública que transformen la desigualdad y la exclusión social para las poblaciones afectadas, en especial para las mujeres.