Capital hondureña reduce riesgos ante fenómenos por cambio climático

04 jun 2014

imageDiversas organizaciones ratificaron su compromiso con el ambiente

El impacto positivo de las acciones que se han desarrollado en zonas vulnerables del Distrito Central que cada año tenían problemas por derrumbes, deslizamientos, inundaciones o escasez de agua, debido a la presencia o ausencia de lluvias por efectos del cambio climático, fueron presentadas hoy en Tegucigalpa.   

Con casi 5.2 millones de dólares, de los cuales se han ejecutado 2.5, el proyecto “Enfrentando riesgos climáticos en recursos hídricos en Honduras: incrementando resiliencia y disminuyendo vulnerabilidades en comunidades urbanas pobres”, una iniciativa financiada por el Fondo de Adaptacion, impulsada por la Secretaria de Recursos Naturales, Ambiente y Minería (SERNAM), y la alcaldía, con el apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), ha logrado incrementar la resiliencia y disminuir vulnerabilidades en comunidades urbanas pobres.

En el encuentro participaron entre otros, el viceministro de la SERNAM, Carlos Pineda; el representante adjunto, Edo Stork y el coordinador de la unidad de Ambiente del PNUD, Juan Ferrando. 

Pineda destacó el apoyo del FA y el PNUD y recalcó que gracias a la cooperación internacional “nos estamos adelantando a los sucesos que ocurren por el problema del cambio climático”.  

Las obras han beneficiado a más de mil personas de varias colonias y barrios en riesgo, entre ellas la Campo Cielo y la Cantarero López de Comayagüela, donde se han instalado techos más seguros, canales, sistemas de  recepción y distribución de aguas lluvias, que además de almacenar al agua para el verano, evitan los deslizamientos por exceso de precipitaciones y aumenta la resiliencia, es decir la capacidad de una persona o grupo social para reponerse, después de enfrentar una situación dramática.

En estas colonias también se  construyeron y repararon  cunetas, se instaló un sistema de colección, conducción y evacuación de aguas lluvias  por canales, sin generar ni trasladar riesgos a otras zonas.

Con apoyo del FA se instalaron 46 estaciones meteorológicas a nivel nacional y se repararon las que estaban deterioradas;  se ha mejorado la calidad y cantidad de información climática, fortaleciendo la Red Meteorológica Nacional, por lo que el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) brinda datos  precisos sobre la cantidad de agua lluvia que cae, velocidad del viento y condiciones climáticas. Asimismo con la participación activa de la comunidad, se protege el corredor boscoso alrededor de Tegucigalpa, que tiene más de 24 microcuencas que abastecen de agua a la capital.

Estamos empoderado con el trabajo que hacemos a favor del ambiente; hacemos conciencia sobre lo que significa contaminar el agua y cortar o quemar los bosques; nosotros cuidamos la subcuenca para que ustedes tengan agua de calidad, dijo Cinthya Fajardo, miembro del comité para la protección de la subcuenca Guacerique.

Honduras fue uno de los dos primeros países a nivel mundial, en presentar una propuesta de proyecto y lograr su aprobación y financiamiento por el Fondo de Adaptacion, asimismo fue el primero a nivel mundial, donde el PNUD, como agencia multilateral implementadora,  acompaña al gobierno en la ejecución del mismo, informo Stork.

Un estudio del PNUD  elaborado en el 2011, ubica a la capital hondureña  como la ciudad con mayor riesgo por derrumbes y deslizamientos y una de las más vulnerables del mundo.


Un técnico del SMN explica Stork como o funcionan las estaciones meteorológicas
Ver galería Flickr
  • Fortalecen la Red Meteorológica con 46 nuevas estaciones
  • Entregan equipo a Comites de emergencias locales para prevenir inundaciones
  • En la Cantarero López construyen obras de mitigación para detener inundaciones
  • En Feria del Día de la tierra

View more onFlickr