Jóvenes de zonas rurales reciben capital semilla para emprendimiento

19 jun 2012

fileLos jóvenes formalizaron el recibo del capital semilla

Comayagua, 19 de junio de 2012.- El Programa Conjunto Juventud Empleo y Migración (PCJEM) de la Naciones Unidas, entregó hoy a un grupo de jóvenes de los municipios de Comayagua, La Paz y Cané, el capital semilla para iniciar o fortalecer emprendimientos micro empresariales.

Los jóvenes recibieron este aporte a manera de insumos, materia prima, utensilios y herramientas, por montos que oscilan entre los 40 a 50 mil lempiras. Este fondo les servirá como capital para invertir en la producción, promoción, legalizar o comercializar sus productos, generar ingresos y crear fuentes de empleo para ellos y sus familias.

A través de una estrategia que parte de lo local, el PCJEM busca prevenir la migración de las y los jóvenes de sus comunidades, promoviendo la identidad, el arraigo, las oportunidades de empleo, la vocación empresarial y el financiamiento, como opciones para no migrar y luchar por su desarrollo personal y el de sus comunidades, dijo el coordinador del Sistema de la Naciones Unidas, José Manuel Hermida.

El PCJEM es impulsado por el Sistema de Naciones Unidas a través de siete de sus agencias en Honduras (PNUD, OIT, OIM, UNICEF, UNODC, FAO, UNFPA), con el apoyo del Fondo España-PNUD para el Logro de los Objetivos del Milenio, en coordinación con la Secretaria de Trabajo y Seguridad Social, la Secretaría de Agricultura y Ganadería y los gobiernos locales.

El PNUD asume el compromiso de promover las condiciones para que los y las jóvenes puedan acceder a crédito, capital semilla y asistencia técnica para impulsar sus emprendimientos e insertarse en el mercado nacional e internacional y de esta manera mejorar su situación económica y contribuir a dinamizar la economía en sus comunidades y favorecer la inclusión social.

El programa apoya a jóvenes emprendedores de entre 18 y 29 años que tengan una idea proyecto o un plan de negocios en los sectores de la industria,  cría de ganado vacuno, porcino y aves, servicios comunes, alfarería, artesanía, agricultura, zapatería, agroindustria, producción de lácteos, tiendas de consumo, vinos, cultura y otros emprendimientos.

Carlos Canales  es uno de los jóvenes beneficiados quien con una idea familiar, surgida del trabajo que hacia su padre, fortalecerá la producción de vino natural. El negocio “Vinos San Carlos”, lo inició con una liquadora prestada que se le arruinó y dispuesto a no dejarse vencer, buscó financiamiento en los bancos, pero por su juventud inicialmente se le cerraban las puertas; “Con el apoyo del Programa Conjunto hemos demostrado que los jóvenes podemos hacer la diferencia a través de los emprendimientos” recalcó entusiasmado Canales beneficiario del capital semilla.

Con el capital semilla el Programa beneficiará el 120 jóvenes de cinco municipios del país: Comayagua, Intibuca, Cane , La Paz y Marcala en coordinación con los alcaldías municipales, potenciando la vocación productiva de jóvenes en situación de vulnerabilidad  en zonas rurales, mediante un proceso de formación integral, de implementación de unidades productivas auto sostenibles y de recursos financieros.

“Con esta propuesta lo que se quiere es brindarle a los jóvenes que tienen espíritu empresarial, las herramientas y algunos recursos necesarios para sacar adelante sus iniciativas productivas”, dijo Wilmer Carranza, administrador del proyecto.

Celina Benitez de la Unidad de Pobreza y Desarrollo Rural del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), entregó el capital semilla a nueve de los 45 jóvenes beneficiados que presentaron propuestas productivas empresariales en esa zona.

Carlos Canales emprendió  su propia producción de vinos
Carlos Canales emprendió su propia producción de vinos